viernes, marzo 24, 2017

Emilio Mignone, 24 de marzo de 1976

Cuando el coronel Jorge Alberto Maríncola entró a la Universidad Nacional de Luján, le salió al paso el rector Emilio Mignone. Lo primero que hizo el militar fue interrogar:
—¿Dónde están las armas?
—En la biblioteca —respondió Mignone.
Maríncola no captó la ironía y mandó a requisar la biblioteca.  Sus soldados no encontraron nada.
Nada más que libros.

domingo, marzo 29, 2015

Antonio Skármeta

Entrevistado por Mempo Giardinelli decía, hablando de literatura.:

Querido congéneres: este pez que está aquí en mis manos es producto del viaje que hice al fondo del océano, donde me atacaron ballenas, me persiguieron tiburones, me enredé en algas, me estrangulé, me asfixié, y aquí vengo, huevón, con este pescadito, chiquito. Si en este pescadito se puede ver el océano, ahí está el cuento.

miércoles, marzo 25, 2015

Decía Neruda sobre Borges

"Borges no entiende nada de lo que está ocurriendo en el mundo moderno; y creo que yo tampoco. Por lo tanto, estamos de acuerdo"

domingo, septiembre 15, 2013

Pablo III, Papa,1576

"... Más aún prometo y declaro que, cuando la oportunidad se presente, haré la guerra sin descanso, secreta y abiertamente, contra todos los herejes, protestantes y liberales, como se me manda que haga, y que los extirparé y exterminaré de la faz de la tierra entera, y que no dejaré en pie a nadie, sea cual sea su sexo, edad o condición, y que colgaré, mataré de hambre, herviré, desollaré, estrangularé y enterraré vivos a esos infames herejes; desgarraré los estómagos y los úteros de sus mujeres y aplastaré las cabezas de sus niños contra la pared, para aniquilar para siempre su execrable raza."

sábado, julio 27, 2013

Julio Cortázar y la literatura peluda.

A Julio Cortázar le costaba escribir literatura "peluda", tal como él la nombraba refiriéndose al erotismo: "En toda mi obra no he sido capaz de escribir ni una sola vez la palabra concha, que por lo menos en dos ocasiones me hizo más falta que los cigarrillos".

jueves, julio 25, 2013

Emile Griffith

Antes de la cita, va la historia.
Emile Griffith fue cinco veces campeón del mundo de boxeo, entre 1961 y 1968.
El 24 de marzo de 1962, en el Madison Square Garden de Nueva York, noqueó a Bennie 'Kid' Paret en 12 violentos asaltos. Al final del duodécimo, arrinconó en una esquina a Paret y le dió 25 golpes seguidos; sin respuesta del rival. 17 de ellos en siete segundos. 
Griffith ganó el título del peso welter. Paret quedó en coma y murió diez días después a consecuencia de la paliza. 
En 2005 se supo algo más: antes del combate, Paret había llamado 'maricón' (así, en castellano) a Griffith: "Cuando lo tuve en la esquina en el duodécimo asalto... Estaba muy enfadado. Nadie me llama así", dijo Emile. 
El tema es que Griffith realmente era gay. 
Poco antes de morir dijo: 
"Sigo preguntándome lo extraño que es todo esto. Mato a un hombre y la mayoría lo entiende y me perdona. Sin embargo, amo a un hombre y esa misma gente lo considera un pecado imperdonable. Aunque nunca fui a la cárcel, he estado en prisión casi toda mi vida"

viernes, mayo 10, 2013

Franklin Delano Roosevelt

Un asesor le dijo a Roosevelt, acerca de Somoza, el sanguinario dicatdor de Nicaragua: -Tacho Somozaes un hijo de puta. El presidente norteamericano contestó: -Sí, pero es nuestro hijo de puta.

jueves, abril 11, 2013

George Bush

En cierto acto público en la Biblioteca del Congreso de los Estados Unidos, siendo presidente, Jorgito le leyó a su esposa Laura el siguiente poema:

Las rosas son rojas,
las violetas son azules.
Oh, mi bulto en la cama,
cómo te he echado de menos.

lunes, marzo 25, 2013

Harry Truman

Mis vocaciones en la vida siempre fueron ser pianista de una casa de putas o ser político. Y para decir la verdad, no existe gran diferencia entre las dos

miércoles, diciembre 19, 2012

Ibérico Saint Jean, 1977

El gobernador de facto de la provincia de Buenos Aires durante los Años de Plomo dijo en una cena con oficiales del Ejército, en 1977,  la mejor síntesis de lo que fue el terrorismo de estado:

"Primero mataremos a todos los subversivos, luego mataremos a sus colaboradores, después a sus simpatizantes, enseguida a aquellos que permanecen indiferentes y, finalmente, mataremos a los tímidos"

¿qué tal?

jueves, noviembre 29, 2012

Oscar Wilde

Un hombre moralista es, por regla general, un hipócrita. Una mujer moralista es invariablemente fea.

sábado, agosto 11, 2012

Hathuci

Cuenta fray Bartolomé de las Casas que el cacique Hathuci, escapado de La Española y heróico luchador en contra de los conquistadores españoles, fue capturado y llevado a la hoguera. Antes de quemarlo, un fraile franciscano le ofreció la conversión "para que pudiera ir al cielo donde reinaba la paz y la alegría", aclarándole que si no aceptaba, su alma iría al infierno a sufrir el tormento eterno. El jefe rebelde preguntó, sin vacilar: "¿Los españoles también van al cielo?". "Por supuesto", respondió el fraile. Hathuci contestó: "Entonces, prefiero ir al infierno".

Tomado de "Los mitos de la historia argentina" - Felipe Pigna, pág 50.

domingo, junio 24, 2012

Ibérico Saint-Jean, gobernador de Buernos Aires durante el Proceso

Primero vamos a matar a los subversivos, después a los cómplices, después a los familiares, después a los amigos, después a los indiferentes, por último a los tímidos.

martes, junio 05, 2012

John Huston

Se ha discutido demasiado sobre el sentido último de Moby Dick, al que se prefiere considerar como un libro secreto, enigmático. Para mí se trata, negro sobre blanco, de una gran blasfemia: Ahab es el hombre que ha comprendido la impostura de Dios, ese destructor del hombre, y su búsqueda no tiene más sentido que el de enfrentarlo cara a cara. 

miércoles, febrero 22, 2012

Borges y John Birch

Cuenta Esteban Peicovich que en una de las entrevistas en España, Borges le pidió que lo acompañe al baño. Mientras Borges estaba en el baño, le preguntó:
Dígame Peicovich, ¿usted sabe algo de John Birch? 
Esteban, seducido, tratando de no mostrar una grieta ante el Gran Borges, hizo la "gran argentina” y respondió: Algo he visto por ahí, pero todavía no lo leí… Creo que es alguien que… ¿qué escribió?
No, m´hijo —contestó Borges . John Birch es como le dicen los ingleses a la pija. Y Lady Jane a la concha.
La carcajada de Peicovich se escuchó hasta en Portugal.

Borges y el peronismo

Borges y un escritor joven están debatiendo sobre literatura y otros temas. El escritor joven le dice: "Y bueno, en política no vamos a estar de acuerdo, maestro, porque yo soy peronista". Borges contestò: "Cómo que no? Yo tambièn soy ciego".

Borges, el Proceso y la Guerra de Malvinas

En 1983, un periodista de La Nación pide a Borges su opinión sobre la Guerra de Malvinas. 
Absurda define Borges . Estoy triste, muy triste. Mandaron a esos pobres muchachos de veinte años a morir al sur. Tener veinte años y pelear contra soldados veteranos es algo atroz, inconcebible. Solamente en el crucero General Belgrano murieron cientos. Claro que los militares dirán que al lado de los desaparecidos esa cifra no es nada, pero no creo que les convenga ese argumento. No, no les va a convenir...

Borges y la muerte del Che Guevara

Una mañana de octubre de 1967, Borges está al frente de su clase de literatura inglesa. Un estudiante entra y lo interrumpe para anunciar la muerte del Che Guevara y la inmediata suspensión de las clases, para rendirle un homenaje. Borges contesta que el homenaje seguramente puede esperar. Clima tenso. El estudiante insiste:
Tiene que ser ahora y usted se va. 
Borges no se resigna y grita: 
No me voy nada. Y si usted es tan guapo, venga a sacarme del escritorio. 
El estudiante amenaza con cortar la luz. Borges retruca 
He tomado la precaución de ser ciego esperando este momento.

lunes, febrero 20, 2012

Cartas de Sébastien Châteillon (1509-1563)

Nació en una época de grandes luchas religiosas, cuando te mataban sólo por pensar distinto (si te interesa conocer sobre su vida, mirá Acá). Entre otras cosas, dijo:

Matar a un hombre no es defender una doctrina. Es matar a un hombre.

He examinado atentamente qué significa ser hereje y no concibo más que esto: un hereje es un hombre con quien uno discrepa.

sábado, enero 07, 2012

La amistad según Montaigne

En cierta ocasión le preguntaron a Michel Eyquem de Montaigne porqué había sido amigo del escritor Etienne de la Boétie. Montaigne contestó con su característico estilo "Parce que c'etait lui, parce que c'etait moi": Porque él era él, porque yo era yo.

Citado por Nassim Taleb en "El cisne negro" 

sábado, junio 11, 2011

Doctrina del Infierno II

Fray Luis Caldera fue un franciscano que anduvo, allá por la época de la Conquista, enseñando las cosas de Dios a los indios mexicanos. Sólo hablaba español, entonces aguzó su ingenio para hacerse entender por los nativos: a los vericuetos de la Doctrina del Infierno se los explicaba construyendo una especie de horno, encendiendo el fuego y arrojando en su interior perros, gatos y otros animalitos. Los alaridos y gemidos de las pobres bestias aterrorizaban a los indios y les transmitían una idea bastante gráfica del Sufrimiento Eterno.

Citado por Ricard (Conquista espiritual de México, pag 194) y Johnson (Historia del Cristianismo, pag 455)

sábado, junio 04, 2011

La Doctrina del Infierno I

Cuenta Paul Johnson en "Historia del Cristianismo" (Buenos Aires, 1989, Javier Vergara Editor, pág.435) acerca de las enseñanzas del Reverendo Joseph Furniss, católico redentorista inglés que en las primeras décadas del siglo XIX escribió una serie de libros para niños, en los que les enseñaba religión; y donde la Doctrina del Infierno ocupaba un lugar destacado.
En "La visión del Infierno" educaba a los pequeños con estas amenas y clarificadoras imágenes:

"El niño está en el horno al rojo vivo. Oíd cómo grita pidiendo salir; ved cómo se vuelve y se retuerce en el fuego. Se golpea la cabeza contra el techo del horno. Apoya los pies pequeños contra el suelo. Dios fue muy bueno con este niñito. Es muy probable que Dios viese que empeoraría cada vez más y que nunca se arrepentiría y así tendría que castigarlo más severamente aún en el Infierno. de modo que Dios, en su compasión, le llamó del mundo en la niñez temprana."

sábado, abril 09, 2011

Martin Luther King

No me preocupa el grito de los violentos, de los corruptos, de los deshonestos, de los sin ética. Lo que más preocupa es el silencio de los buenos.

domingo, marzo 20, 2011

Hernán Casciari

Mi esposa Cristina también es europea, y a todas las cosas raras que yo le cuento sobre mi juventud en Argentina las resuelve de dos maneras: o me dice ‘eres un mentiroso’, o me dice ‘eso es realismo mágico’. En el fondo odio bastante ese prejuicio. ¿Por qué si un asiático levita es yoga, pero si levita un colombiano es un cuento de García Márquez? ¿Por qué si un hindú prescinde de los ahorros de toda su vida es ascetismo, y si lo hace un argentino es corralito? Hay mucho racismo intelectual en Europa.

domingo, diciembre 05, 2010

Isabel I

Cuenta Carlos Fisas en su "Historias de la Historia II" que las crónicas de la época (estamos hablando de los 1500's) relatan que la reina Isabel I de Inglaterra era muy limpia: se bañaba una vez por mes, hiciese falta o no.

sábado, agosto 14, 2010

Simón de Beauvoir

contaba de aquel niño que se negaba a aprender la letra "a", porque sabía que después vendría la "b", la "c", la "z" y toda la gramática y la literatura francesa.

Pinochet

A Pinochet le preguntó cierta vez un periodista "¿Qué tipo de lecturas prefiere, general?", a lo que él respondió "Filosofía, historia, literatura, economía, política, ciencias e historia de las religiones". "¿Y en qué momento lee?"; "Diez minutos antes de dormir".

domingo, abril 04, 2010

José Pablo Feimann

Hablando acerca de Marta Argerich y su versiòn de la Balada Nª1 en sol menor, de Chopin

Hay otras versiones. Está la de Rubinstein, equilibrada, sólida. La de Murray Perahia, recomendable. Pero, durante estos días, traída desde el viejo pasado, la Deutsche Grammophon acaba de editar versiones de Martha Argerich, joven. En enero de 1959, a los 17 años, grabó, en la Radio de Berlín, su versión de la Balada en sol menor. Sólo el fraseo de la primera línea melódica establece su diferencia con todos los restantes pianistas. No toca ese primer “la” como si fuera un gong, anunciándose. Y llega al final (a ese “re” que se toca dos veces) quitándole el aliento a quien la escucha. Es tan sutil, es tan delicada la pulsación del primer “re” que uno cree (es más: está seguro y teme) que el segundo no suene. Porque no queda espacio sonoro para hacerlo sonar. Y no: Argerich llega al segundo “re” y lo entrega como el susurro de una frase que se extingue, como un aliento postrero y fatigado, que no muere, que sólo suspira, exhala desvaídamente, pero persiste en vivir. No habrá ninguna igual. Cuando ganó el Concurso Chopin en Varsovia (en 1965) le cantaron el Slata Lat (“Que vivas 100 años”). Sólo a Rubinstenin se lo habían cantado antes. Pero dicen los que conocen los misterios de la vida y de la música que –cuando se lo cantaron a Argerich– entre el público y cantando con toda su voz, y con desmedida alegría, estaba Chopin disfrazado de John Lennon. No me animaría a desmentirlos

sábado, febrero 20, 2010

Atahualpa Yupanqui

No sé si soy creyente; cuando le preguntaban eso mismo a mi padre, él respondía, en broma, que era dudante. En lo que hace a mí mismo, no soy religioso. Tengo por ahí algún sarampión místico que repentinamente me inquieta.

viernes, febrero 19, 2010

Mario Benedetti

El gol que le hizo Maradona a los ingleses con la ayuda de la mano divina es, por ahora, la única prueba fiable de la existencia de Dios.

Jesús Quintero

Vivimos en un mundo terrible. Una mitad del planeta muere de hambre y la otra de colesterol.

Carlos Cañas

Los hombres son fantasiosos. Siempre quieren lo que está prohibido: la libertad, por ejemplo.

domingo, octubre 05, 2008

Cuenta Cabrera Infante sobre Capablanca y Alekhine

El escritor cubano destacaba las diferencias entre su compatriota Capablanca y Alekhine, a quien detestaba (como tanta gente en el mundo del ajedrez).

Cabrera Infante nos dice que durante su prolongado reinado, Alekhine solía contar una anécdota que presentaba como cierta: una noche de 1914, en un hotel de San Petersburgo, alguien toca a la puerta de Alekhine. Es un viejo campesino, quien afirma que ha encontrado la forma de que las blancas den jaque mate en 12 jugadas, sin que nada se pueda hacer para evitarlo. Alekhine lo invita a demostrarlo en el tablero, y el viejo lo vence una y otra vez. Impresionado, Alekhine lleva al viejo a la habitación de Capablanca (en esa época un ajedrecista muy superior) y se repite el asombroso resultado. Nada pueden hacer los maestros frente al viejo campesino analfabeto.

A esta altura de la anécdota, Alekhine hacía una pausa. ¿Y qué pasó entonces?, le preguntaban sus oyentes. Y el ruso contestaba: “Pues que Capablanca y yo matamos al viejo. Ahí mismo en su cuarto y luego lo echamos al Neva. Eso fue lo que pasó. De no haberlo hecho, ni Capablanca ni yo habríamos sido campeones de ajedrez del mundo.”

domingo, mayo 04, 2008

Cuenta el Cuchi Leguizamón de la vida de Manuel J. Castilla

El Barbudo era un tipo maravilloso. Extraordinariamente exitoso y aún más sabio como compañero. Mire, nosotros teníamos un amigo, don Juan Riera, quien era propietario de una panadería en la calle Lerma. Manuel todas las mañanas le compraba el pan calentito, pero una vez al Barbudo lo dejaron sin trabajo en el diario El Intransigente, entonces no fue más. Pero al poco tiempo Rierita comenzó a llevarle personalmente el pan de la mañana. Manuel le dijo que no lo aceptaba porque no podía pagarlo y ¿sabe qué le contestó Rierita? ‘Antes cuando usted podía, venía y me compraba el pan, pero ahora que no puede es mi obligación llevárselo todos los días’. Mire qué filosofía.

jueves, mayo 01, 2008

Tato Bores

¡Qué país! ¡Qué país!
¡No me explico por qué nos despelotamos tanto... si éramos multimillonarios!
Ud. iba y tiraba un granito de maíz y ¡paf!, le crecían diez hectáreas...Sembraba una semillita de trigo y ¡ñácate!, una cosecha que había que tirar la mitad al río porque no teníamos dónde meterla...Compraba una vaquita, la dejaba sola en el medio del campo y al año se le formaba un harén de vacas...
Créame, lo malo de esta fertilidad es que una vez, hace años, un hijo de puta sembró un almácigo de boludos y la plaga no la pudimos parar ni con DDT...
Aunque la verdad es que no me acuerdo si fue un hijo de puta que sembró un almácigo de boludos, o un boludo que sembró un almácigo de hijos de puta.

miércoles, abril 30, 2008

Borges y la Muerte

Me llama la atención que la gente piense: "Voy a morirme y el mundo seguirá andando...". Nadie piensa: "qué horror, yo no existía durante el sitio de Troya". Si no nos duele no haber estado presentes en la Guerra de Troya, qué nos importa saber que no estaremos presentes en las próximas guerras.

lunes, julio 30, 2007

Roberto Fontanarrosa - Ultima Conversación

¿Sabés qué? Mi cielo tendría canchitas de fútbol. Sí. A mi no me va eso del Nirvana, ni los jardines con minas tocando la flauta. A los dos días ya te querés cortar las pelotas. Con una canchita y un bar para ver a los amigos me arreglo.

jueves, noviembre 24, 2005

Butch Hancock

La vida en Lubbock, Texas, me ha enseñado dos cosas. Una es que Dios te ama y vas a quemarte en el infierno. La otra es que el sexo es la cosa más horrible y sucia sobre la faz de la tierra por lo que debes reservarlo para alguien a quien ames".

sábado, septiembre 24, 2005

Daniel Santoro

¿Cuántos millones de muertos dejó la Revolución Rusa? ¿Veinticinco millones? Creo que nos quedamos cortos. ¿Eso para qué sirvió? Para que abrieran un Mc Donald's en la esquina de la Plaza Roja.

domingo, julio 10, 2005

Roberto Fontanarrosa (en Inodoro Pereira)

Con la verdá no ofendo ni temo. Con la mentira zafo y sobrevivo,Mendieta.

Woody Allen

Me aseguran que voy a seguir viviendo siempre en el corazón de mis seguidores. Pero yo preferiría seguir viviendo en mi casa de Manhattan

viernes, junio 10, 2005

Las Termópilas

"Caminante que pasas por las Termópilas, ve y dile a los espartanos que aquí hemos muerto por cumplir sus leyes"
El rey Leónidas y trescientos espartanos resistieron el ataque persa, permitiendo replegarse a los ejércitos griegos. Los trescientos murieron; pero se dice que mataron a más de veintemil persas...

María Esther de Miguel

No me imagino al Sargento Cabral, mienras agonizaba en San Lorenzo, diciendo "Muero contento, hemos batido al enemigo". Seguramente pensaría: "La puta, por qué me tocó a mi ..."

Hernán Rivera Letelier

Un verano, la Universidad de Antofagasta organizó cursos abiertos. Rivera buscaba un lector y se anotó. El profesor era un crítico de la ciudad y le dijo que bueno, que llevara lo suyo y él le daría una opinión. "Pasé en limpio mis mejores cosas y se las llevé al otro día. Esa noche no pude dormir. Al otro día llegué a clase de los primeros. 'Mira -me dijo-, tus poemas no están mal. Pero hay unas palabras que no son poéticas. Por ejemplo, la palabra silicosis.' Chucha -dije-, mi taita murió de silicosis. Si yo no puedo usar la palabra silicosis en un poema...¿pa'qué mierda me sirve el poema?¿Para qué sirve la poesía si no puedo nombrar la palabra con la que murió mi viejo, silicosis?", pregunta, subiendo un poco el volúmen. Lo pregunta en el pasado y en el presente, con los ojos oscuros abiertos hacia sus interlocutoras.

Adolfo Bioy Casares

En tal sentido, si mis fuentes son veraces, Buster Keaton, el actor cómico, tuvo una muerte ejemplar. Alguien, junto a su cama de enfermo, observó: "Ya no vive". "Para saberlo, -respondió otro- hay que tocarle los pies. La gente muere con los pies fríos." "Juana de Arco, no", dijo Buster Keaton, y quedó muerto.

Alejandro Dolina

Tengo mala memoria, pero confío en ella; lo que me transforma en un soberbio pelotudo.